El 61% de las personas que prueban su primer cigarrillo se convierten en fumadores diarios